Mazinger Z

Mazinger Z. Pronúnciese “Machinga seto”. ¡Qué gran ilusión me ha hecho encontrarme a Mazinger en Akihabara!. La “Electric City” de Akihabara es una de las zonas más típicas de Tokio. Hoy domingo por la mañana era digno de visitar. Es la zona donde se ubican las tiendas de oportunidades electrónicas, de juego y hobbies. Escribiré otra entrada dando más detalles. El protagonista de ésta es Mazinger.

Tras cruzarme estos días por las calles con muchos sosías de Koji Kabuto, encontrarme hoy cara a cara con Mazinger me ha remontado a la infancia. En concreto a mi Primera Comunión. Recuerdo perfectamente la que debe ser mi primera “gran frustación”. A la edad de 7 años, un 2 de Junio. La Primera Comunión nos hacía mucha ilusión a esa edad. Entre otras cosas, era el día en el que esperábamos tener nuestro primer reloj. En esa época, un reloj digital japonés. Creo recordar que era un Casio, el más popular de la época. Tengo la imagen en la memoria. Gris, pantalla agrisada en medio de un marco negro, muchos botones y uno iluminaba la pantalla con una luz anaranjada. El reloj era el regalo de los padres. Pero en ese día yo esperaba un regalo muy especial. Además del reloj, un amigo del colegio me había prometido regalarme un Mazinger Z tamaño real!

Sí, ahora no recuerdo su nombre, pero el chaval llevaba tiempo explicándome que su padre tenía todos los personajes de Mazinger Z en tamaño real en su casa. Y que para mi Primera Comunión me regalaría un Mazinger Z. Podéis imaginar cómo yo estaba. Sólo esperaba que este amigo llegase a la fiesta y me trajese este regalo. Estaba un poco preocupado porque no sabía dónde lo meteríamos en casa, pero éste era un detalle menor. ¡Yo quería mi Mazinger Z!. Quería montarme en su cabeza y manejarlo como hacía Koji Kabuto.

Supongo que a estas alturas de la historia ya os imagináis cómo acabó la historia. Acabé el día con un libro cómic de Mazinger Z (el anuncio del “Un Palo!” es altamente descriptivo). La mezcla de desilusión, decepción y rabia hizo que no dijese nada en ese momento. Creo que balbuceé algunas palabras interrogativas. Me quedé en silencio mirando el cómic un buen rato. Por suerte, era una fiesta, había mucha gente, muchos amigos y familiares y volví de nuevo a divertirme…pero ya véis, lo tengo grabado en la memoria.

Hoy puedo decir que me he resarcido. No sólo he hecho la foto al Mazinger de 1.80m, sino que, ojo, me he comprado uno de segunda (o decimoquinta mano) de un tamaño majo. Lo he encontrado por pura casualidad, buscando los Doraimons, Tsuneos y Sishukas para mis hijos, en una pequeña tienda destartalada, caótica y adorable llamada “The Golden Age”. El tipo de la tienda ha tenido que retirar varios muñecos y juguetes para encontrar el datáfono. Os dejo una foto de mi adquisición

Imagen

Imagen

Anuncios

Where the Streets have no name!

Tokio. Qué gran ciudad!

Dani viajó por Europa durante 32 semanas en 2013. Yo lo hice durante 26. Llevamos años viajando a nuevas ciudades europeas a las que nos adaptamos rápidamente. Ambos hemos estado en Asia con anterioridad. En principio, todo indica que tenemos una cierta experiencia en viajar. Pues bien, en Tokio, amigos, el complejo de Paco Martínez-Soria se ha apoderado de nosotros.

Tokio te pone a prueba. Y más si tienes entre 4 y 5 reuniones por día y sabes que es inadmisible llegar tarde. Imaginaos el reto: una megaciudad de 13,2 Millones de habitantes, 35 líneas de Metro, algunas con sentidos diversos, estaciones inmensas con inacabables pasillos y enlaces, rótulos en japonés y su versión pequeña en inglés, nadie hablando inglés y “last but not least” sin callejero. En tokio, amigos, en Tokio….LAS CALLES NO TIENEN NOMBRE. Os acordáis de la canción de U2 “where the streets have no name“? No lo había pensado nunca pero ahora creo que se inspiraron en esta ciudad.

Hoy es sábado por la mañana. Me he despertado descansado por primera vez en todo el viaje. Los cambios de horario y el ritmo han provocado que ninguna noche hayamos podido dormirnos o despertarnos a una hora normal. Hoy he podido dormir 7 horas. Estaba agotado. Y en gran parte, estos tres últimos días, es por el estrés que nos ha generado esta ciudad. Las reuniones son seguidas. Tenemos la dirección escrita con indicaciones. Ahora hemos pedido que nos las escriban en el hotel en japonés. En la calle no podemos conectarnos a google maps con el móvil puesto que todos los wi-fis públicos están cerrados con contraseña. Existe una aplicación para conectarse a wi-fi pero es para un reducido grupo de localizaciones. Aunque pudiéramos, google maps suele dar varias versiones de una misma dirección. No podemos preguntar a la gente por la calle. El conocimiento del inglés és ínfimo. Las direcciones de las oficinas se basan en el nombre del edificio. Las direcciones tienen el número de distrito, barrio y luego el nombre del edificio. Alucinante. ¡Y la gente es capaz de llegar a los sitios!. Bueno, no siempre. Algunos japoneses nos han confesado que muchas veces no saben llegar a las oficinas de sus clientes la primera vez..

Para gestionar estos moments de estrés necesitamos recurrir más de una vez al taxi. Pero incluso utilizando el taxi, no es garantía de llegar al sitio certero. En un par de ocasiones nos han dejado en otras ubicaciones. Cerca, pero no la correcta. Entonces nos entra el ataque de pánico. Empezamos a buscar alguna persona que hable un mínimo de inglés. En muchas ocasiones es imposible. Entonces, con gestos, dibujos y muecas logramos pedirle que nos acompañe al sitio de la dirección.¡Y funciona!. Los japoneses están siendo muy serviciales. Dejan de hacer lo que están haciendo y te acompañan o te enseñan por google maps la foto del edificio que buscas mientras te indican cómo llegar.

Os confieso que este estrés por llegar puntual al mismo tiempo que gestionar la incertidumbre del destino me ha hecho perder los nervios en más de una ocasión. Hoy recuperaremos la calma

 

ESOMAR Best of Japan. ¿Qué debemos saber del mercado Japonés?

Tuvimos el privilegio de asistir al Esomar Best of Japan Event en el que destacados protagonistas del sector nipón expusieron su punto de vista. Coca Cola, Nissan, Phillip Morris hicieron un claro llamamiento al sector a ser más innovador, más flexible, más osado a romper con las metodologías tradicionales. Destacó Vanessa Oshima, novazelandesa afincada en Japón desde hace 15 años y representante de Coca Cola quien en un perfecto japonés y de manera muy enérgica, exhortó a la audiencia a romper totalmente los esquemas, a involucrarse en el cliente, incluso a retarlo poniéndole el dedo en la llaga en sus malas prácticas.

El encuentro se produjo en el bonito edificio de GMO. Si consultáis mi instagram encontraréis alguna foto. Unas oficinas que te hacen pensar que estás en una película futurista.

Pudimos entablar conversación con distintos representantes nipones así como extranjeros. Tras el encuentro pedimos a Nicolas Antram como representate de GMO que compartiese con nosotros algunos consejos sobre cómo trabajar con el mercado nipón. Asimismo, tuvimos el inmenso placer de charlar animadamente con Edson Ruiz, mexicano afincado en Tokio desde hace 8 años. Su experiencia os puede ser de mucha utilidad.

¡Os dejamos con los vídeos y seguimos con nuestro tour #NTQAsia2014!

 

Joaquim Bretcha at GMO with Nicholas Antram.

Daniel Osuna at GMO with Edson Ruiz [1/2].

Daniel Osuna at GMO with Edson Ruiz [2/2].

Konnichiwa Tokyo

Ya estamos en Tokio. Tras un largo y pesado viaje con escala en Seúl hemos llegado a la ciudad esperada. De nuevo, cambio de zona horaria. Hemos pasado de +6 a +5 y ahora a +7 horas respecto a Barcelona.

De momento todo está yendo bien. Hemos tenido dos reuniones con cena incluída. Los japoneses son grandes huéspedes, siempre intentando hacer sentir bien a sus invitados. Poco a poco vamos conociendo mejor el mercado. Mañana tendremos una grandísima ocasión para tener una mejor visión puesto que participaremos en el evento Esomar Best of Japan, el único encuentro anual del sector en el que el inglés es el idioma “oficial”.

Van a ser días muy intensos. La agenda en Tokio es todo un éxito. Mínimo 4 reuniones cada día. Teniendo en cuenta que la ciudad tiene 35 líneas de Metro podéis imaginar que nos dé un cierto vértigo la conjunción espacio-tiempo. Vamos a por ello. Como digo al equipo, toca gritar: Baaaanzai!

Ahora os digo Sayonara. Hasta mañana

 

Coca Cola. Hapiness from the skies

Vídeo

Cristina Bondolowski, VP Marketing South East Asia compartió ayer unos interesantes videos de Coca Cola. Éste es un video destinado a agradecer a los inmigrantes dedicados a la construcción su aportación a la prosperidad de la ciudad de Singapore.

En nuestra estancia en Singapur, hemos visto a las 5 de la mañana cómo unas furgonetas descubiertas los trasladan a las obras. Sus condiciones de trabajo son realmente duras. Emociona escucharles

http://www.linkedin.com/pub/cristina-bondolowski/a/b1/1b1

Ya hemos llegado a la Asia real. Estamos en Jakarta

El año pasado hicimos el trayecto inverso. Primero estuvimos en la Conferencia Esomar en Ho Chi Minh (Vietnam) y luego fuímos a Singapur. Ho Chi Minh nos gustó mucho por su autenticidad al mismo tiempo que nos deslumbró toda la modernización que está viviendo partiendo de un nivel de desarrollo muy bajo. Recuerdo que al aterrizar en Singapur, mi primer tuit fué algo así como: “Viaje en el tiempo: en 2 horas de vuelo pasamos de 1945 al 2025”.

Tras nuestra llegada a Jakarta, puedo reeditar el tuit cambiando las fecha por “de 2025 a 1975”. La llegada al aeropuerto de Jakarta ya nos dió las pistas: Necesidad de comprar el visado por 25 USD haciendo una cola de 40 minutos. Tras la compra del visado, cola desordenada durante 1 hora y 15 minutos. Pensad que era domingo al mediodía y sólo había aterrizado nuestro avión!. En la zona de recogida de maletas ya reconocí lo que me esperaba: multitud de trabajadores públicos uniformados sentados, sin hacer nada, o hablando entre sí; porteadores de carritos ofreciendo llevar la maleta y, por último, la salida con la maleta pasando un control de seguridad. Atención, en este control de seguridad, 3 pantallas gigantes pasando un clip en el que una chica es descubierta con drogas en su maleta. De malas formas es increpada, esposada y llevada a interrogatorio donde un policía malcarado, avasallándola, profiere todo tipo de amenazas. El objetivo, ya os lo podéis imaginar.

Cambiamos dinero. 1 euro equivale a 17.000 rupias. Saco 1 millón de rupias. Hoy somos millonarios!. Taxi y hacia la ciudad. El aeropuerto está a 40 Kilómetros de la ciudad. Tiempo y recorrido suficiente para ir aterrizando en el país. El taxista muy simpático nos ofrece todo tipo de explicaciones. Lo primero que nos sorprende es el parque automovilístico. Toyota domina la escena, pero no con modelos antiguos y baratos. El parque móvil que vemos es de muy alto nivel. Lo segundo que me sorprende es el buen nivel de la calzada de las autopistas. Parece muy nueva.

Indonesia, proveniente del latín “indus” (India) y “nesos” (isla). Cuarto país más poblado del mundo con unos 240 millones de habitantes. De mayoría musulmana (87%) es el país musulmán más poblado del mundo. Ellos dicen que son musulmanes light, amigables. En las últimas elecciones el partido musulmán radical consiguió el 7% de los votos. País de una enorme diversidad: más de 17.000 islas, 1128 etnias, 546 idiomas y dialectos, vive un boom económico totalmente perceptible en la capital. En los últimos 6 años ha triplicado su PIB y han entrado de lleno en la burbuja consumista y de construcción (otro capítulo que me es familiar)

En Indonesia el respeto al líder, como hemos visto en anteriores posts, también es fundamental. El seguidismo al líder es total con lo que perfectamente podemos hablar de caciquismo. Si combinamos caciquismo con una economía acelerada tenemos el resultado que todos conocemos: corrupción. Ya en Singapur nos han hablado del altísimo nivel de corrupción en todos los niveles del país. En ésto iba pensando conforme iba comprobando el buen estado de la carretera y la aproximación al skyline jakartí.

El Skyline. Es evidente que en esta parte del mundo, los países compiten en la construcción de rascacielos. Ya sé que por la gran cantidad de población que tienen no les queda otro remedio que la construcción en vertical. Dicho ésto, percibo un fenómeno de “nuevo rico” muy intenso que les lleva a competir en diseño y modernidad. Y en el fondo no me gusta. No me gusta avanzar por la ciudad y ver cómo se despersonaliza. No encontrar un centro de ciudad auténtico formado por un legado de la historia que permita entender la evolución de la sociedad. Los holandeses estuvieron aquí por más de 300 años hasta que en 1942 los japoneses los expulsaron. No queda nada. ¡Nada!. Los rascacielos y grandes avenidas son el signo del progreso. Grandísimos centros comerciales dominados por Carrefour (ya he visto 3) y anunciándose las grandes marcas que encontramos en cualquier parte del mundo. No me gusta pasar por un cinturón elevado que cruza el centro de la ciudad en medio de rascacielos y dudar entre si estoy en Shanghai o en Jakarta. Es la carrera del desarrollo. En cierta manera sientes el derroche. Ciertamente, un cielo gris permanente por culpa de la polución ayuda a pensar así.

El papel de la minoría china

La minoría más poderosa es la china. Comentan que es el 5-10% de la población. El estrato social más rico al mismo tiempo que mal visto. El papel que juega la etnia china en el Sudeste Asiático es muy interesante. Son la minoría dominadora económica a la vez que “rechazados”. En Malasia, por ejemplo, son aproximadamente el 25% de la población. La mayoría musulmana se está radicalizando, ya es mayoría en el gobierno y les están haciendo la vida imposible. Incluso les están invitando a marchar. Siempre me hacen pensar en el papel que han jugado los judíos en Europa. Estoy indagando sobre este tema a ver si saco alguna conclusión. Os traslado algunos inputs que he recibido. El primero, es frecuente que se les llame “cerdos chinos”. El dictador Suharto, el Franco de aquí por longevidad e impacto social, los protegía porque era la comunidad próspera. Y ¿por qué eran los prósperos?. Me comenta un indonesio que vive en Holanda que eran los prósperos porque tenían prohibido dedicarse a la política, ejército y a la enseñanza, con lo que se centraron en los negocios.En Jakarta estaremos poco. Marchamos mañana martes por la noche, con lo que no me podré extender demasiado.

Apertura del Congreso Esomar APAC

Ya empezó este domingo la Conferencia Esomar con el cocktail de bienvenida. En este cocktail me encontré con un número nada despreciable de europeos. En total el número de participantes supera los 300 y es posible que el 20% seamos europeos y australianos. En unos minutos acabaré de confirmarlo. Dicho ésto, esta conferencia es muy estimulante por la diversidad de razas, idiomas, culturas y maneras de hacer. La primera lección es cómo entregar la tarjeta, al estilo nipón. Darla cogiéndola con las 2 manos, pies juntos, una sonrisa y ligera reverencia.

La conferencia se presenta muy interesante. A nivel de Esomar tenemos un “scoop”: Pravin Shekar, Presidente de Krea y el indio más internacional del sector (lo encontramos en todas partes) y ruidoso (su escandalosa risa se percibe desde cualquier rincón) se postula para ser el primer Presidente asiático de Esomar. Y no tengo ninguna duda de que lo será.

Hoy empezamos el Congreso de forma efectiva. Tenemos varias citas con interlocutores asiáticos e intentaremos asistir a alguna conferencia. Iremos contando más. Hasta luego.

Privan, el probable futuro Presidente de Esomar dirigiéndose al público

Privan, el probable futuro Presidente de Esomar dirigiéndose al público

20140511_192547 (1)